Los rasgos centrales de nuestra Iglesia Anglicana, se dirigen a la unidad de las iglesias. La Iglesia Anglicana no tiene el deseo de iniciar una nueva división entre los cristianos, más bien busca el punto de unión.

Los rasgos centrales de nuestra Iglesia Anglicana, se dirigen a la unidad de las iglesias. La Iglesia Anglicana no tiene el deseo de iniciar una nueva división entre los cristianos, más bien busca el punto de unión.